Si has llegado hasta aquí...

...es probable que estés buscando información sobre una plaga o enfermedad de tus rosales. Recuerda que es responsabilidad de tod@s el uso sostenible de los tratamientos fitosanitarios: la utilización de insecticidas, fungicidas, acaricidas, etc. ha de ser puntual, proporcionada y justificada, minimizando los efectos negativos sobre los humanos y la fauna terrestre y acuática.

martes, 31 de marzo de 2009

Mis rosales damascenos ( II )


Mis rosales damascenos de legado familiar son plantas que crecen en sus propias raíces. Algunos os preguntaréis qué diferencia un rosal no injertado de uno no injertado. El resultado salta a la vista. Rosales como los gallica o los damascenos tienen una densa trama de raíces horizontales, casi rizomas, que les permiten llenar todo el espacio que tienen disponible. De esta manera, ellos mismos se van regenerando y a medida que envejece o se recorta una vara antigua, de inmediato, del nivel del suelo, emerge otra. En cambio, cuando estos rosales se injertan su crecimiento se limita al que salga del punto de injerto

Esta supuesta rosa Celsiana tiene un crecimiento muy vigoroso. Puede servir perfectamente para una valla. Inclinando sus ramas y colocándolas en horizontal podemos optimizar su floración.

El punto más controvertido de todos es el relativo al de su poda y cómo llevarla a término. En todo caso, las podas fuertes las hago a final de mayo o inicios de junio, con la floración ya pasada. Algunos autores consideran que estos rosales hay que tocarlos lo mínimo posible para conservar su carácter, aunque, cuando están colocados exentos, es decir en macizo, si los dejamos crecer sin cortapisas llegan a crear un conjunto demasiado enmarañado y carente de toda forma. Después de unos cuantos años haciendo pruebas, creo que lo mejor es podarlos a un tercio de su altura en las fechas que ya he indicado. De esta manera se consiguen los siguientes objetivos:

1) ventilar el espesor de ramas y prevenir la roya, que es el único hongo que ataca a estos rosales.

2) dar tiempo al rosal para que emita nuevas ramas. Son rosales que en ningún caso florecen en la madera del año actual. Por tanto, con una poda muy drástica en invierno probablemente eliminemos toda la madera que estaba preparada para florecer.

2) Renovar el follaje, que es un atractivo añadido de estos rosales. Aunque no se vea afectado por hongos, el follaje de mi "Celsiana", al envejecer pierde brillo y llega al otoño en condiciones pésimas. Con esta nueva brotación de verano los rosales siguen teniendo un aspecto agradable.

En cambio, en cuanto a las "Celsianas" que tengo plantadas en la valla, prefiero no tocarlas. Aprovecho su ausencia y la laxitud relativa de los tallos para colocarlos a mi mejor conveniencia.



"No hay nada más difícil para un pintor en verdad creativo que pintar una rosa, porque antes debe olvidar todas las que antes fueron pintadas".
Henri Matisse.

domingo, 29 de marzo de 2009

Christopher Lloyd y las rosas (I)


Bordura de Penelope 'renacida' con margaritas espontáneas en Great Dixter, el jardín de Christopher Lloyd. Fotografía: Steven Wooster.


Leer a Christopher Lloyd (1921-2006) fue mi primer acercamiento a la jardinería británica. Era un buen comunicador y un paisajista en la tradición inglesa, pero con toques personales.

Con respecto a las rosas, comenta:

No soy un maniático de los rosales. Creo que quedan mejor sin forma, y, a veces, incluso resultan bastante feos, salvándose por el follaje, las flores o los frutos.


Siempre que leo ese párrafo tan determinista, imagino que se refiere a que es la estructura de los arbustos lo que no le agrada, porque si le gustan follaje, flores y frutos....

Para mí es evidente que que los rosales deben integrarse con otras plantas y otros temas.


En principio, estaría de acuerdo. Pero eso supone renunciar a tener un gran número de rosales, en especial si se carece de espacio. Imagino que cada uno debe adaptarse a su situación.

La mayoría de los rosales los he propagado yo mismo a partir de esquejes para librarme así de raíces infectadas de plagas.


Interesante que un jardinero tan experto como él recalque los beneficios que suponen el cultivar las rosas en sus raíces, cuando las características del cultivar y del suelo lo permiten.

Algunos de los rosales híbridos musk desprenden un aroma intenso, en particular la variedad rosa pálido Penélope, con la que tengo un pequeño seto. Tiene una historia particular. Obtenido de esqueje, duró varios años hasta que poco a poco fue debilitándose. Decidí arrancarlo y sustituirlo por otros arbustos (Clethtra, Corokia). Pero las fracciones de raíz de Penélope que habían quedado brotaron y aparecieron entonces nuevas plantas rejuvenecidas.


Comparto el entusiasmo de Lloyd por los híbridos musk, a pesar de que parece que no le gusten demasiado las rosas.


"No hay nada más difícil para un pintor en verdad creativo que pintar una rosa, porque antes debe olvidar todas las que antes fueron pintadas".
Henri Matisse.

viernes, 27 de marzo de 2009

Los rosales damascenos se preparan para florecer ( I )


Si tuviera que decir cuál es el rosal que más ha condicionado mi evolución como aficionado a las rosas, diría sin pensármelo dos veces que el damasceno de mi abuela, que probablemente sea Celsiana. Es un rosal que en mis veintitrés años de existencia siempre ha estado presente y del que siempre he esperado con expectación su única pero prolongada floración.

Un rosal como éste plantea muchas preguntas a un profano en el tema de las rosas.

Una de ellas es la de por qué florece sólo una vez cuando los otros rosales nos obsequian con sucesivas floraciones. Con la lectura se disipan rápidamente estas dudas. Es el punto en el cual se aprende que existen rosales antiguos y modernos, y que estos últimos normalmente repetitivos, a pesar de lo recientes que son en la historia de la rosa, han tenido un impacto descomunal que prácticamente ha desterrado cualquier otro género de rosal de los jardines.



En segundo lugar, si lo moderno ha superado lo sublime de lo antiguo. Me refiero a lo característico de su follaje, que en primavera y recién brotado tiene luz propia o a las crestas y a las glándulas olorosas de los capullos y los tallos jóvenes. Detalles que tampoco pasan desapercibidos para Iolanda, cuando nos habla de su Yolande d'Aragon, y que son tan poderosos como para conducirnos a cultivar más y más rosas.



"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

miércoles, 25 de marzo de 2009

Entre rosales,



Hace unos años ya, a mi chico le regalaron varias bolsas de tulipanes en Holanda... no sabía que hacer con ellos por lo que los planté a tutiplén sin mucha conciencia haciendo bordura y como aún asi me sobraban bulbos puse grupitos aquí y allá... y se han naturalizado.


Ha sido cosa mas bien de casualidad, pero me ha definido unas pautas para plantar por y entre rosales, no sólo bulbosas, también anuales, el efecto es precioso, cuanto menos llamativo, los rosales brotando y otras plantas floreciendo..
os muestro algunos ejemplos. En un rincón de tres rosales, por lo pronto, hay plantados al fondo gladiolos, delante sedums y malvas y bordeando los susodichos tulipanes...


Comté de Chambord rodeado por pequeños tulipanes.

Las malvas, señalizadas, jeje, creciendo a uno de los lados...


En otra zona he plantado (tarde) un grupito de tulipanes negros, aqui se ven asomar al fondo entre Penélople y Gertude J.

Me baso en éstos que tengo a pie del desconocido standar amarillo, y es que ¡son cinco años ya sorprendiéndome con su floración! aunque éste año un perro me ha machacado la mitad de ellos :(

Este año quité las lavandas que se hicieron demasiado grandes y competían por los nutrientes con los rosales... y en su lugar planté alehíes en algunos casos y prímulas en otros, éstas últimas se me naturalizan con mucha facilidad, en verano quedan desaparecidas y cubiertas por verbenas y a finales de otoño vuelven a revivir.

Harrow Carr entre prímulas y verbena, atrás se ve la etiqueta de los ranúnculos plantados por vuestra sugerencia :) una curiosidad: en esta zona me crece la manzanilla de forma espontánea, aunque aún es temprano para verla...




Ferdinand Pichard entre pequeños alehíes, no se que resultado darán, es el primer año que los planto...



Siempre dejo una especie de círculo alrededor del rosal para poder remover y abonar asi como limpiar con facilidad la zona del mismo, pero entre círculo y círculo hay plantadas distintas especies, algunas, sin querer o acordarme que estaban ahí, las he destrozado, por lo que para evitar seguir haciéndolo, he colocado cartelitos que me lo advierten...

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

martes, 24 de marzo de 2009

Tulipanes como acompañamiento



Una de las combinaciones más típicas para suplir la falta de color durante el invierno y principios de la primavera de las rosaledas es la de los bulbos. El rey de estos bulbos de floración invernal y primaveral es el tulipán.

Pero el tulipán híbrido es una planta que requiere especiales cuidados, especialmente después de la floración, para asegurar la de los años siguientes. Es decir, se deberían dejar secar los tulipanes en el lugar en el cual han sido plantados. Posteriormente se arrancarían y clasificarían según tamaños. Los más grandes podrían ser empleados en el otoño siguiente, ya que atesoran suficientes nutrientes para dar una buena floración. Los bulbos de talla menor se plantarían en un lugar escondido, a fin de nutrirlos y engordarlos para emplearlos en sucesivas temporadas. Además, en climas demasiado cálidos, o mejor dicho, sin inviernos demasiado fríos, pueden tener problemas para florecer adecuadamente.



Después de tanta mala publicidad para el género Tulipa, toca destacar lo bueno del mismo. Si elegimos especies botánicas los resultados probablemente sean mucho mejores. Ofrecen muchas menos dificultades de cultivo y probablemente terminarán por naturalizarse. Es el caso de la Tulipa saxatilis, originaria de Creta, que cultivo por casualidad desde hace algunos años. Tienen un crecimiento enano, por lo que no les afecta el viento y aparecen agrupados en ramilletes con dos o tres capullos. No se han resentido del escardado y abonado de los rosales plantados en su entorno. La cuestión es no romper los pequeños bulbos. Si se mantienen íntegros, aunque queden removidos, el invierno siguiente volverán a brotar.

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

domingo, 22 de marzo de 2009

La primavera se estrena: Slater's Crimson China florece.


Slater's Crimson China, con la forma habitual de flor deshecha de las rosas orientales.

Resulta curioso cómo una rosa de apariencia tan insignificante haya podido tener una relevancia trascendental en la Historia de la hibridación.

Hasta que Slater no importó esta rosa desde China en el año 1791, los tonos carmesí estaban fuera de las rosas conocidas en Europa. A esto se le unió su capacidad para reflorecer continuamente, y un aroma exquisito. Las rosas rojas modernas descienden todas, en mayor o menor medida, de ésta.

Mi Slater's llegó a casa gracias a Josep, quien me envió un esqueje, y me advirtió sobre su delicada salud. Textualmente, me dijo que terminaría por tirarla a la Ría :)))). No sólo no está en la Ría, sino que no le encuentro una especial falta de robustez, al menos en comparación con otras, presuntamente más sanas. Puede tener alguna hoja con mancha negra, pero basta retirársela. Con el paso de los años voy confirmando lo bien que crecen y florecen las rosas china en mi clima/suelo. Me gusta muchísimo su delicado aroma, es penetrante.

Feliz primavera para tod@s, os dejo con Vivaldi, ¿quién mejor? :)))).


Las Cuatro Estaciones, Antonio Vivaldi (1678-1741). Concierto nº 1 en Mi Mayor, 'La Primavera', primer mov., allegro.
(Observad cómo están marcados los trinos en la partitura, los violines llegan a parecer pájaros reales)

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

viernes, 20 de marzo de 2009

Perennes de acompañamiento: Phlox subulata





Las plantas perennes complementan nuestros jardines y añaden aquel toque de gracia que en ciertas épocas del año necesitan los rosales. La familia de los Phlox es muy amplia y puede darnos bastantes alegrías en mezcla con los rosales.

En el mercado español se suelen ver a la venta tres clases de Phlox. Los Drumondii son plantas anuales muy fáciles de cultivar desde semilla. Los Paniculata, que desgraciadamente no terminan de darse demasiado bien en mi suelo, son perennes con muy amplia gama de tonalidades disponibles, aunque en España es más limitado el número de variedades disponibles, cuyo formato principal de venta es el de bolsa con turba ( de esta misma manera se venden Hostas, Lupinus, Gypsophilas...).

Los Phlox subulata difieren de los anteriores en su follaje y porte. El follaje es duro y compacto, acicular, diferente de el de las otras variedades, más ancho y bastante áspero. El porte es rastrero, ideal para el frontal de los macizos o borduras con rosales. Son predominantemente de color rosa sus flores en forma de estrella y levemente perfumadas, aunque también las hay blancas y bicolores.



Por lo que respecta a sus cuidados, es una planta que crece perfectamente a pleno sol, soporta cualquier clase de suelo y las negligencias en cuanto a riegos. Es el Phlox que menos quebraderos de cabeza da sin duda. Lo encontramos a la venta normalmente en tiesto, tanto en el formato godet que muchos centros de jardinería tienen en sus secciones de perennes, que no suelen estar demasiado surtidas, como en el habitual de las plantas de temporada. Por su temprana floración, mucho más prolongada que la de las bulbosas, y el brillo de sus colores puede ser una gran aliada de nuestros rosales.

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

miércoles, 18 de marzo de 2009

Ensayo sobre la jardinería moderna






Leyendo las entradas sobre el jardín de Martha Stewart me acordé de este curioso librito, Ensayo sobre la jardinería moderna, (librito porque el ensayo tiene menos de cuarenta páginas, y curioso porque está escrito en el siglo XVIII) y pensé que podría tener su interés comentarlo aquí.

Su autor es Horace Walpole (1717-1797), si os gusta la novela gótica quizá reconozcáis este nombre como el del autor de El castillo de Otranto. Efectivamente se trata de la misma persona; el señor Walpole, conde de Orford, era aficionado a las letras, la historia y la jardinería y su ensayo trata, tras un brevísimo repaso de la historia de la jardinería, de las excelencias del jardín inglés en contraposición al jardín francés.

Para Walpole la descripción del jardín ideal se encuentra en El Paraíso perdido, de John Milton (1608-1674). De él dice:

El vigor de una imaginación ilimitada le dijo cómo podría trazarse un plan que embelleciese la naturaleza, y devolver al arte la función que le corresponde, que es simplemente ajardinar o imitar la naturaleza.


Walpole relaciona el origen del jardín inglés con la supresión de los setos que cerraban la zona más próxima a la casa:

Si digo que el haber abandonado los setos fue un paso adelante, es por las siguientes razónes. Tan pronto como se hizo este simple encantamiento hubo que nivelar, cortar la hierba y pasar el rodillo. El campo contiguo al parque sin la cerca desaparecida, hubo que armonizarlo con el césped del interior; y al jardín, a su vez, hubo que librarlo de su remilgada regularidad, para que se aviniese con los terrenos exteriores, que eran más salvajes.



En esta línea nos habla del pintor y paisajista William Kent (1685-1748) como impulsor del jardín-paisaje, del jardín visto como un cuadro:

En aquel momento apareció Kent, lo bastante pintor para apreciar los encantos del paisaje, lo bastante valiente y testaruro para atreverse y dictar, y nacido con el genio necesario para emprender un gran camino a partir de aquellos primeros pasos de intentos imperfectos. Saltó el seto, y vio que toda la naturaleza era un jardín.


Sin duda, se muestra muy orgulloso del nuevo estilo:

Nosotros hemos descubierto el punto de perfección; hemos proporcionado el verdadero modelo de ajardinamiento al mundo; que otros países imiten o corrompan nuestro estilo, pero que aquí reine en su verde trono, original por su elegante simplicidad, y orgulloso de ningún otro arte que no sea el de suavizar las asperezas de la naturaleza y copiar su toque lleno de gracia.

Por el contrario arremete contra el jardín francés, tan ordenado y tan alejado del paisaje (mejor me ahorro la cita de las críticas, vista la cita anterior). Y tampoco le gusta el "jardín chino" (en realidad chino, japonés o indio, lo que se consideraba "oriental" en aquella época), o sharawadgi, difundido unas décadas antes en Europa por Sir William Temple (1628-1699); este tipo de jardines recrea el paisaje pero (siempre según el autor) desde el artificio. Al parecer, en Francia se hablaba del goût anglo-chinois, y a nuestro señor Walpole no le gustaba nada esa alianza.

Acabo el repaso con la opinión de Walpole sobre el mejor diseñador, que fue lo que trajo a la memoria este ensayo.

Por lo general, probablemente sea cierto que el propietario, si tiene gusto, sería el mejor diseñador de sus propios ajardinamientos. Él ve la situación durante todas la estaciones del año, en todos los momentos del día. Sabe en qué lugar la belleza no entrará en conflicto con la comodidad, y observa en sus silenciosas caminatas o accidentales paseos a caballo mil atisbos que forzosamente se escaparán a una persona que en unos cuantos días traza un bonito dibujo, pero que no ha tenido el tiempo libre para examinar los detalles y relaciones de cada una de las partes.

¿Y sobre rosas? Nada. Ni una palabra.



Ensayo sobre la jardinería moderna
Horace Walpole
José J. de Olañeta Editor. 2003

(imagen: Naos Libros)





"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

martes, 17 de marzo de 2009

Del jardín a la pasarela: no podemos evitarlo, los roser@s estamos de moda.


La firma galaica d-due, en vanguardia. Vestido baby doll con flores, colección primavera-verano 2009. Nos resultará relativamente asequible y accesible, frente al resto de modelos que veremos a continuación :)))).

Por esas cosas de los blogs, que traemos y llevamos información, hace unos días enlazábamos moda y rosas aquí.

Pero, podemos ir mucho más allá, porque las flores en general, y, en especial, las rosas, están más de moda que nunca en las pasarelas primavera-verano 2009.
Otras temporadas ha habido tendencia hacia lo floral, pero en el estampado de los tejidos. Este año, sin embargo, las flores se despliegan en volúmenes. El juego de los volúmenes ya se había iniciado el verano pasado, con el estilo origami.


Fendi, vestido de gasa con rosas en diferentes tonos.


Dolce & Gabbana, espectacular.


Valentino, en su línea de rojo tradicional, vestido baby doll, con flores en el bajo.




Chanel, colección de alta costura.


Dior, colección de alta costura. Toda la falda es una gran flor con pétalos.



Alexis Mabille, alta costura. Abrigo con rosas.



Valentino. Sastre con dos grandes rosas a ambos lados.



Valentino. Petit robe noire con rosa.

La que quiera llevar un jardín de rosas a todas horas, que aproveche la tendencia, y no deje pasar la oportunidad.


"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

domingo, 15 de marzo de 2009

Rosales Moss


La familia de los moss o musgosos es una de las más curiosas entre las diferentes clases de rosales antiguos. El valor de estos rosales yace más en los capullos, cubiertos en mayor o menor cantidad por una capa de glándulas resinosas de aspecto similar al del musgo, que no en los arbustos, que en ocasiones no terminan de ser demasiado atractivos como plantas de jardín.




El origen de los Moss está en las rosas Centifolias. La R. centifolia muscosa es una mutación de la R. centifolia, idéntica en todos los aspectos excepto en el "musgo" que recubre los capullos y los brotes emergentes. Según Peter Beales, no hay acuerdo al respecto del momento exacto de origen de la primera rosa musgosa, pero se presupone que durante el siglo XVII ya eran conocidas. Su momento álgido llegó durante los tiempos victorianos, para finalmente, durante el siglo XX, ir decayendo su interés.

Durante los años 30 del siglo XX, dos hibridadores, Pere Dot con su Golden Moss (no repetitiva), y Buatois, con sus Gabrielle Noyelle y Robert Leopold (remonantes), llevaron la gama del amarillo al mundo hasta entonces en rosa y púrpura de los moss.




Finalmente, Ralph Moore y otros hibridadores americanos se han interesado por los capullos cubiertos de musgo, pero en el contexto de los rosales miniatura, originándose entonces la familia de los mini-moss, con honrosos representantes como Dresden Doll.

Haciendo una descripción general de este grupo, podemos distinguir rosales musgosos remontantes y no remontantes. Los arbustos, por regla general, suelen ser desgarbados y tienen a emitir largos brotes basales con mala ramificación. Hay que tener precaución con su colocación al lado de lugares de paso, porque las ramas suelen ser muy espinosos. Como última consideración, suelen estar bien perfumadas, pero podemos adicionalmente disfrutar de una fragancia balsámica frotando las glándulas musgosas.




"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

viernes, 13 de marzo de 2009

De compras: Peter Beales (III)

"Save the Roses!" nos dice Peter Beales... El motivo de este llamamiento no es otro que el exceso de existencias que posee en determinadas variedades. Igual que su compañero Harkness, Mr. Beales ha pensado en liquidar estoc a buen precio coincidiendo con la tendencia de la libra a equipararse al euro. La oferta no es otra que la compra de tres rosales al precio de £9´99, es decir, un rosal a £3´33.

Un ejemplo de las variedades de rosas incluidas en esta liquidación:

  • Alfred de Dalmas, Buff Beauty, Comte de Chambord, Felicia, Louise Odier, White Pet, Alchymist, Mme. Alfred Carrière, etc.

En la plana web Save the Roses! tenéis todos los rosales que nos ofrecen a buen precio. Os recuerdo que Beales cobra en gastos de envío £15 entre 1-7 rosales a raíz desnuda.

He comprobado el concepto de la liquidación mediante amago de compra y, en efecto, el importe de £3´33 se aplica en tercios. Si pedimos siete rosales, los seis primeros sí que cuestan las tres libras y pico, en cambio, el séptimo, al no cumplir el terceto lo cobran a precio original aunque esté en la lista de promoción.

Que os vaya bien.


. La oferta es vigente hasta las 17 horas del 31 de marzo del 2009. Los descuentos se aplican directamente en la cesta de compra.
. Una libra esterlina, £, equivale a 1´0880€


"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

El jardín de Martha Stewart (II).



Retomamos el jardín de la famosa Martha Stewart, que habíamos iniciado aquí. A continuación, nos enumera sus cultivares favoritos de rosas, de entre los 700 que cultiva:

Alchymist
Boule de Neige
cardinal de Richelieu
Charles de Mills
Constance Spry
Dainty Bess
Pierre de Ronsard (Eden Rose)
Ferdinand Pichard
Königin von Danemark
Louise Odier
Mme Alfred Carrière
Mme de la Roche-Lambert
Mme Louis Leveque
Mrs Pierre S. Du Pont
Pearlie Mae
The Reeve
Shorpshire Lass
Sweet Juliet


Queda claro su gusto por las rosas antiguas y algunas modernas, bastantes de las cuales son de David Austin. ¿Cuántos coleccionistas de rosas no incluyen en sus colecciones rosales antiguos?. Es imposible no apreciarlos a medida que se conocen. Coincido con sus elecciones, y destaco Mrs P. S. Du Pont, nunca me cansaré de repetir lo perfecto de su forma de flor.


Este tipo de rosas combinan con el estilo del resto del jardín:



Pérgola con glicinias.



Vista desde la pérgola.




Uno de los paseos en las zonas formales del jardín.


Fotografías: www.marthastewart.com

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

jueves, 12 de marzo de 2009

El gusto romántico en los hibridadores modernos


Es indudable que la sombra de David Austin, y el estilo de sus creaciones, es muy alargada. Se suele decir que alguien ha triunfado cuando copian su forma de proceder. Por tanto, nadie puede dudar del éxito de David Austin puesto que la mayoría de hibridadores se han subido al carro de las series nostálgicas.

Las rosas de Meilland con estas características son las Romántica. En su mayoría son híbridos de té o floribundas, arbustivos o trepadores, con alguna excepción de carácter arbustivo, como Leonardo da Vinci, con todo lo que ello conlleva, es decir, no encontraremos por lo general arbustos arqueados y graciles como los de David Austin.




Tantau también tiene su línea de rosas con flor nostálgica. A priori, por lo visto en el Parc Cervantes, se trata de rosales arbustivos, que toleran mal las podas. Cultivo en la actualidad Augusta Luise, que aparece ilustrada.





Siguiendo en Alemania, Kordes cada año da más importancia a sus rosas Fairy Tales. Cultivo actualmente una, Sebastian Kneipp, de porte más bien arbustivo.

La histórica casa francesa Guillot, gracias a Dominique Massad, ha sacado en estas últimas décadas rosales con clara inspiración en los rosales antiguos, las Generosa. Según se suele decir, se trata de rosales arbustivos, con temperamento más compacto que el de los rosales de Austin. Aquí se ilustra Emilien Guillot.



En el Reino Unido, Harkness nos sorprende con sus rosales English Legend, con características análogas a la de la familias antes citadas. Para ver un ejemplo, el del trepador Perpetually Yours, clicad AQUÍ. Las English Legend no trepadoras también se suponen más compactas que las rosas de David Austin.

Por último, en Italia, la familia Barni ha querido imitar el estilo de las rosas antiguas con su serie Le Toscane.

"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

miércoles, 11 de marzo de 2009

Combinar rosales: las freesias.



Pocas bulbosas resultan tan atrayentes como las freesias. Reúnen muchas características deseables en una flor para el jardín: florecen cuando todavía la mayor parte de las plantas están apenas despertando, en los inicios de la primavera. Tienen un aroma agradable, nada molesto. Las flores van abriendo lentamente en la espiga, lo que las hace una excelente flor de corte.



Según Wikipedia:

La popular "Fresia" de los jardines y de flor cortada es Freesia x hybrida, un híbrido complejo basado en hibridaciones interespecificas entre Freesia refracta, F. leictlinii, F. corimbosa y otras especies del género, de la cual se han obtenido centenas de cultivares comerciales. Los cultivares modernos son tetraploides y exhiben flores simples o dobles, de colores brillantes (blanco puro, amarillo, rosa, anaranjado, rojo y azul), a pesar que la fragancia en ellos es menos intensa que en las especies originales.




Mi primera freesia de este año, junto al rosal The Fairy.

Los pequeños cormos se plantan durante el otoño. Normalmente, florecen en la primavera siguiente, pero cabe la posibilidad de que emitan hoja, y no flor, durante su primer año. Son perdurables, colonizan espacios sin problema.
Dada su altura, de unos 40-50 cm, es conveniente darles apoyo, sobre todo si es probable que las mueva el viento. Sirve el apoyo de una planta mayor, o una pared, murete, etc..


"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

martes, 10 de marzo de 2009

Rosales en invierno (XI): ...oooooh, milagro, Papa Meilland se digna en emitir brotes basales.

Miro hacia abajo, me inclino, me inclinoooo, y ¡no me lo puedo creer!, en su cuarta temporada, Papa Meilland ha decidido dejar de ser una pata de gallina, y hace amagos de emitir algún brote basal. Espero que esta vez se materialicen, ya que en otras ocasiones se han secado antes de crecer.




Al la izquierda, se ve la única rama del susodicho, la pata de gallina. También está saliendo con fuerza otra rama secundaria.




Hacia el centro y la derecha, tímidamente asoman los brotes, parece que tres, aunque uno es mínimo todavía.

Recordaréis que hace unos días me quejaba amargamente sobre las formas de algunos híbridos de té de Meilland, con esta tendencia insufrible al tallo único.





Se puede observar cómo las tres ramas del injerto original fallecieron. Una de ellas recuerdo que sobrevivía tímidamente, hasta que murió del todo al asomar la que es, de momento, única, la rama por excelencia ;). No las he cortado a ras, sino dejando un centímetro, porque así lo he leído, para evitar infecciones en los cuellos de injertos jóvenes. Aunque no sé yo si Papa Meilland en su cuarta temporada puede seguir considerándose joven. En fin, digamos que es de desarrollo tardío.

Pero un lector malicioso podría pensar: " ésta se queja porque no tiene ni idea de qué hacer con los rosales".
Aaah, pues no, no, no. La prueba idiscutible de que es la genética del cultivar el que suele marcar estas diferencias de estructura la tenemos aquí, con dos híbridos de té jovencísimos:



Uno de mis rosales de Fryer, de dos años, ésta será su tercera temporada conmigo,.. numerosas ramas,...seis je je je.



Uno de mis rosales Dot de ¡un año, seis ramas!.

Creo que las pruebas hablan por sí mismas, sin trampa ni cartón, todos los ejemplos son híbridos de té. No es banal el tratar de buscar buenos arbustos para el jardín. A más ramas, más flores.



"La espina defiende a la rosa, y sólo hiere a aquél que quiera robar el capullo".
Proverbio chino.

Inspiración jardinera

"No hay dos jardines iguales. No hay dos días iguales en el mismo jardín."

Hugh Johnson

Ojo científico

Inspiración jardinera

"Debido a que el aroma de las flores es mucho más suave en el aire (donde va y viene, como la cadencia de la música), que en la mano, nada resulta más placentero que conocer cuáles son las plantas que mejor perfuman el aire. Las rosas, damascenas y rojas, son las que emiten aroma de manera más rápida...."

De Jardines, escrito por Francis Bacon en 1625.

---Muchas gracias por visitarnos, y disfrutar con nosotros de Días de rosas  © 2008-2015

Volver hacia ARRIBA